Trabajamos mano a mano con el Comedor de San Froilán en Lugo, uno de los que más comidas diarias sirve en la ciudad. Además de aportar alimentos, también hemos colaborado cubriendo algunos de sus gastos y donando una furgoneta para la recogida de alimentos en toda la ciudad.